Inconvenientes a la hora de entrenar y cómo solucionarlos

A todos nos encanta entrenar. Todos queremos sentirnos bien yendo al gimnasio, pero a veces, nos topamos con inconvenientes que pueden hacer que nuestro entrenamiento se resienta. Y nos pasa a todos.

Los chicos de Men´s Health han hecho una lista de cuáles son los principales inconvenientes que nos encontramos a la hora de entrenar, e incluso le han puesto remedio, para que tu rutina diaria en el gimnasio no se vea modificada ni comprometida, y esos inconvenientes y soluciones son los que queremos compartir hoy con vosotros, además de otros de nuestra propia cosecha.

Inconvenientes a la hora de ir al gimnasio y cómo solucionarlos

  1. El gimnasio te coge lejos de casa

Bueno, a todos nos ha pasado que hemos conocido un gimnasio que está muy bien, que nos gustan mucho las instalaciones, las clases colectivas o los entrenadores, pero nos coge lejos para acudir. En un principio podríamos pensar en buscar uno más cerca de nosotros, pero si te gusta un gimnasio vas a entrenar mucho más motivado, aunque, por otro lado, debes tener en cuenta que para que tu entrenamiento surta efecto debe ser algo continuo. Una solución puede ser, si, buscar uno más cerca, pero también organizar tu día para que no te suponga un problema entrenar.

     2. Tienes una mala alimentación

Si entrenas bien pero comes mal tu entrenamiento se queda cojo. Sí, realizar tu entrenamiento adecuadamente es importante, pero, ten en cuenta que comer bien es el 70% de la consecución de tus objetivos. Tienes que tener fuerza de voluntad y constancia para controlar lo que comes, pero, si no sabes cómo hacerlo o necesitas algunas pautas de alimentación dependiendo del objetivo que quieras cumplir, podemos echarte una mano con nuestro servicio de nutrición y dieta. Solamente tienes que contactar con nosotros.

    3. Necesitas una motivación extra

El ejercicio y el entrenamiento es motivación pura y dura. Hay quien corre por la calle o quien trabaja en casa su entrenamiento, pero, para la mayoría, es difícil encontrar la motivación necesaria para trabajar, y en eso también podemos ayudarte. Nuestros entrenadores y entrenar en un centro deportivo especialmente diseñado y pensado para ti te da esa dosis extra que necesitas. Solamente tienes que venir a vernos.

    4. Entrenar es caro

Bueno, eso depende de cuáles son tus prioridades. Hay quien no quiere pagar una membresía de un gimnasio y prefiere pagar una fortuna en gin tonics o saliendo de fiesta. Entrenar en un gimnasio puede ser caro si no sacas rendimiento a lo que pagas, y, sobre todo, si lo que pagas no se ajusta a lo que recibes. Por ese motivo, en Century Fitness Sevilla tenemos tarifas muy asequibles.

     5. No tienes el material que necesitas

A ver, no todo el mundo puede disponer en casa de una máquina de remo o de una Queenax, ni de un saco de boxeo, por eso, es necesario que tengas a tu disposición todo el equipamiento necesario a la hora de entrenar, para que tus resultados lleguen con constancia y trabajo bien hecho.

     6. Te aburres entrenando y no sabes si entrenas bien

¡Para eso estamos aquí! Hay muchísimos tipos de entrenamiento que puedes hacer, variando cada cierto tiempo, en función de tus objetivos. Contamos con profesionales cualificados que te ayudarán a la hora de diseñar tu plan de entrenamiento, y, si lo que quieres es exprimirte más, siempre puedes contar con uno de nuestros entrenadores personales.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *